Opinión

Contabilidad y Auditoría gubernamental, factores para la transparencia y rendición de cuentas

Los Contadores Públicos tenemos una gran área de oportunidad para aprender nuevos conocimientos. Si no nos capacitamos con competencias que van más allá de las habilidades que ya tenemos, será un problema serio de desactualización al que nos enfrentaremos en el corto plazo.

Hoy en día, el análisis de la información financiera, fiscal y contable está computarizada y cada vez es más fácil que ésta pueda ser procesada a través de sistemas de información.

El 7 de agosto de 2019 el Gobierno del Estado de Guanajuato firmó un convenio de colaboración con la Unidad de Inteligencia Financiera de la Federación, con el objetivo de intercambiar información entre los distintos órdenes de gobierno para disminuir actos de corrupción y sobre todo, disminuir considerablemente el lavado de dinero.

La corrupción es un tema complejo y multifactorial, ligado generalmente al poder, el cual puede ser empresarial, económico, político y/o de gobierno. María Amparo Casar define a la corrupción como “el abuso de cualquier posición de poder, pública o privada, con el fin de generar un beneficio indebido a costa del bienestar colectivo o individual”. A pesar de los tratados internacionales que México ha firmado, la percepción general de la ciudadanía en nuestro país es que ésta no ha disminuido.

Según el Barómetro Global de la Corrupción: América Latina y el Caribe 2019, elaborado por Transparencia Internacional, el 53% de los ciudadanos entrevistados considera que la corrupción aumentó en los últimos 12 meses. Solo el 16% de ellos opina que disminuyó, más de la mitad de las personas entrevistadas sostiene que la mayoría o todos los políticos electos y sus funcionarios son corruptos y dan preferencia a los intereses privados sobre los públicos.

La calificación obtenida por México en 2019 lo coloca en el lugar 130 de los 180 países evaluados y como la nación peor calificada (36 de 36) entre los integrantes de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE). Considerando que entre más alto es, mayor la corrupción.

De acuerdo al INEGI en 2019 la corrupción aumentó 7.5% en comparación con el 2017, pasó de 14 mil 635 víctimas, por cada 100 mil habitantes, a 15 mil 732, además en el 2019 los servidores públicos obtuvieron ganancias ilícitas por 12 mil 770 millones de pesos, lo que equivale a 3 mil 822 pesos, en promedio, por persona afectada (Encuesta Nacional de Calidad e Impacto Gubernamental).

Como ciudadana, me preocupa mucho que los niveles de corrupción no disminuyan. La participación de los ciudadanos que tenemos la convicción de que sí puede disminuir la corrupción en nuestro estado de Guanajuato y por ende en nuestro país es de suma importancia. Hoy en día existen muchos factores que facilitan la observación de las actividades del gobierno y de la sociedad. La corrupción es tema que compete a ambos. Para que haya actos de corrupción necesariamente existen al menos dos partes: Una autoridad y una persona que solicite algún beneficio.

Estoy convencida de que observar las actividades del gobierno es un factor importante para disminuir la corrupción. Cuando los funcionarios se “sienten” observados es un primer elemento de prevención de actos de corrupción.

Los Contadores Públicos estamos más enfocados a especialidades, como Auditoría Fiscal, Financiera, Control Interno, etcétera, sin embargo requerimos que cada vez más se aumente la especialidad de Auditoría y Contabilidad Gubernamental, actualmente se está incorporando en algunas universidad las materias de Contabilidad y Auditoría Gubernamental, lo que representará que existan más profesionistas que conozcan el ámbito gubernamental.

A través del desarrollo de sistemas de información, pero sobre todo, de la habilidad de las personas para analizar grandes cantidades de datos a través de la tecnología, es que se están haciendo esfuerzos para reducir actos de corrupción y mejorar los procesos en la selección de proveedores.

La Escuela de Gobierno y Transformación Pública del Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey (ITESM), está colaborando con diferentes asociaciones de la sociedad civil organizada, para que mediante, un sistema de información, se puedan analizar la datos de contratos, finanzas, concursos de licitaciones, actas constitutivas, demandas, auditorías, etcétera de proveedores del gobierno, a fin de realizar un sistema de indicadores con varias dimensiones que ayuden a los tomadores de decisiones a identificar si un proveedor es confiable completamente, o bien, tiene alguna alerta que pudiera ser motivo para analizar más a detalle sus actividades antes de asignarle algún contrato para que realice alguna actividad con el gobierno.

Para que este programa funcione se requiere de mucho talento. Uno de los más importantes es el del Contador Público, quien por su formación tiene la habilidad técnica de identificar algunos patrones de comportamiento de las Instituciones a través de la información financiera que presentan y se pueden intuir si se están manipulando cifras, que no reflejan la situación real de las Instituciones.

Sin duda la especialización de los contadores en la rama de Contabilidad y Auditoría Gubernamental será parte importante para coadyuvar con la transparencia y rendición de cuentas en el ámbito gubernamental.

C.P. Rosa Isela Ramírez Revilla, Socia Directora de Revilla & Asociados Consultores y Auditores S.C.

El contenido del artículo no refleja la opinión del Colegio de Contadores Públicos de León, por lo que es responsabilidad de quien lo escribe.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba